"Hay mucho por hacer aún para lograr relaciones igualitarias"

La psicóloga Juana Fuentes en el Espacio Solidario de La Ribera, donde tiene su sede el CAVI. /A.Salas
La psicóloga Juana Fuentes en el Espacio Solidario de La Ribera, donde tiene su sede el CAVI. / A.Salas

Juana Fuentes, psicóloga del CAVI del Mar Menor, recogió el premio 8-M por sus 20 años en la atención a víctimas de maltrato

A. SALASSAN JAVIER

Para "lograr relaciones más igualitarias en las que gana la mujer y gana el hombre, aún queda mucho por hacer", según observa Juana Fuentes, psicóloga del CAVI de la comarca del Mar Menor, que atiende a las mujeres víctimas de maltrato de los municipios costeros.

Se emocionó al recoger el Premio 8-M que le otorgó el Ayuntamiento de San Javier, al referirse al CAVI, el Centro de Atención Especializado de Mujeres Víctimas de Violencia, “que llevo en el alma”. Juan Fuentes, que forma parte como psicóloga del equipo profesional del CAVI desde hace 20 años, reconoció la dureza de las historias con las que se trabaja en el centro, sin renunciar a una sonrisa y hasta el humor como algo que ayude a seguir. “No hemos sido felices”, dijo en relación a las duras situaciones de su trabajo “pero siempre hemos podido sacar una sonrisa”.

Arropada por sus compañeras y muchas mujeres a las que ha atendido a lo largo de los últimos años, Juana destacó la importancia de trabajar desde la prevención en materia de violencia machista, y recordó sus inicios en este ámbito en los que siempre tuvo claro que había que trabajar también con los hombres maltratadores “que son los que tienen un problema”, y con la edad adolescente, en la que también se da este tipo de violencia.

Precisamente en su presentación, la conceja de Mujer e Igualdad, Estíbaliz Masegosa recordó que Juana Fuentes ha sido pionera en el trabajo de prevención con chicas adolescentes en riesgo de padecer algún tipo de violencia o relaciones tóxicas, con un programa que ha sido ejemplo en otras partes de la Región.

Manchega de nacimiento, Juana Fuentes vive desde hace 30 años en San Javier junto a sus dos hijos . Después de años de ejercer en su propia consulta, Juana se volcó en la atención a la mujer y en particular a las víctimas de violencia de género y por su consulta en el CAVI por donde pasan cada año más de mil mujeres.

Masegosa la describió como una mujer “creativa, luchadora y generosa con su tiempo. Ella es capaz de salvar cualquier dificultad y de hacer ver a los demás que ello es posible”.

El acto del 8-M comenzó con una declaración institucional por parte del segundo teniente de alcalde , Carlos Albaladejo, que empezó con un reconocimiento especial al papel de las abuelas como elemento facilitador del desarrollo profesional de la mujer. Albaladejo señaló que la igualdad exige un compromiso y trabajos permanentes, una suma de voluntades y actuaciones de los poderes públicos, las organizaciones y la ciudadanía porque solo así será posible lograr avances reales”.

El acto central del programa del 8-M se celebró en el salón de actos del centro cívico Parque Almansa, de San Javier donde posteriormente tuvo lugar una cena que consistió en una cata de vinos y tapas.

 

Fotos

Vídeos