Muere decapitado un conductor tras sufrir un accidente de tráfico en La Manga

Estado en el que quedó el vehículo en el que viajaba el fallecido. / LV

La Policía Local baraja como principal hipótesis del siniestro un exceso de velocidad en una vía urbana limitada a 50 kilómetros por hora

Domingo, 4 febrero 2018, 12:53

Murió en el acto. Un hombre que conducía un Mazda por la Gran Vía de La Manga hacia Cabo de Palos, sobre las 5.08 de la madrugada de este domingo, perdió el control de su vehículo y acabó volcando, llegando a impactar contra un muro. Fuentes de la Policía Local de San Javier confirmaron que el conductor supuestamente no llevaba puesto el cinturón de seguridad y, por este motivo, "durante la colisión, salió expulsado del vehículo y este lo aplastó y decapitó".

Un vecino de la zona de las urbanizaciones de Eurovosa fue el que alertó al 112 del siniestro en el que "solo estaba implicado un vehículo". Al llegar a la zona una patrulla de la Policía Local, los agentes se quedaron impactados al comprobar el estado en el que se encontraba el cuerpo sin vida del conductor. "Los agentes dieron un paso atrás de la impresión que les dio", remarcaron las citadas fuentes. De hecho, taparon de inmediato el cadáver y los restos que había sobre la acera para que los vecinos no presenciasen semejante escena.

Hasta Eurovosa también se desplazaron una patrulla de la Guardia Civil, bomberos y personal sanitario en una ambulancia, que solo pudo certificar la muerte del conductor. El accidente se produjo en una vía urbana donde la velocidad está limitada a 50 kilómetros por hora, por lo que la Policía Local sospecha que "la principal hipótesis de la salida de vía fue un exceso de velocidad". Además, remarcaron, "prácticamente no había huellas de frenada y rompió el muro por la fuerza de la colisión".

Se van a iniciar trámites con la Embajada de Polonia para averiguar la identidad de la víctima mortal, ya que el Mazda tenía matrícula polaca y el fallecido no llevaba documentación encima. El cadáver "estaba irreconocible" y fue trasladado al Instituto Anatómico Forense de Cartagena.

Secciones
Servicios